El calor y la salud mental: El lado b del Verano

Una ola de calor estará afectando hasta el próximo viernes, de acuerdo a la información entregada por la Dirección Meteorológica de Chile. El alza en las temperaturas se verán en las regiones Metropolitana, Valparaíso y Coquimbo, principalmente en los sectores de valles y precordillera.

Diversos estudios han demostrado que el aumento de las temperaturas puede alterar los patrones de sueño y empeorar los estados de ánimo.

Para el profesor Nick Obradovich del Instituto de Tecnología de Massachusetts, las temperaturas extremas pueden causar problemas de salud mental como el estrés, la depresión o la ansiedad.

Los expertos recomiendan estar a la sombra, no hacer esfuerzos físicos intensos, ingerir alimentos frescos y con pocas calorías, evitar tomar alcohol y descansar. Además, es recomendable consumir bebidas isotónicas y evitar las bebidas energéticas.

En este contexto, como Corporación Atrapasueños los invitamos a disfrutar de los beneficios y el verano, pero evitando exponerse al sol directamente y a los calores extremos, cuidando su salud mental y física.

Un verano para disfrutar la cultura en familia

El comienzo de un nuevo año, no sólo nos regala la oportunidad de iniciar un nuevo ciclo, también coincide con la llegada del verano. Aumentan de las temperaturas, los parques están verdes y las tardes se hacen más agradables, transformándose en una invitación para disfrutar el tiempo libreDr. Claudio Urzúa, psiquiatra y Director Médico de Centro Médico Cetep, asegura que la participación en actividades culturales es importante para promover la prevención de las patologías mentales. “El hecho de salir de casa, en especial si es junto a la familia, permite sentirnos acompañados y disfrutar de los panoramas que nos ofrece la ciudad, desconectándonos de la rutina diaria; llena de estresores como el exceso de trabajo, los traslados en la urbe y las preocupaciones cotidianas”, explica el médico psiquiatra de Cetep.

En este contexto, Dr. Urzúa detalla que “ir al teatro, a un espectáculo o un museo nos permite aprender y a la vez gozar, lo que produce liberación de endorfinas con lo que podemos prevenir patologías como los trastornos ansiosos, algunas demencias y la depresión”.

Y es que, romper la rutina y hacer cosas fuera de lo cotidiano mejora nuestro Bienestar y nuestra Salud Mental; y si a ello se suma hacerlo en familia se vuelve beneficioso para generar vínculos, mejorar la comunicación y las experiencias con nuestros cercanos.

Las opciones son muchas. Organizar un viaje, visitar un museo, ir a un recital, andar en bicicleta, explorar nuestra ciudad, reencontrarse con amigos, son algunos ejemplos de las actividades que podemos hacer. Precisamente, durante la temporada estival aumenta la oferta de panoramas culturales con festivales de cine, música, teatro e intervenciones artísticas que literalmente se toman las calles, con lo que la posibilidad de disfrutar de la cultura en familia puede estar literalmente a la vuelta de la esquina.

Cultura deportiva

Por otra parte, las temperaturas más cálidas del verano favorecen también la actividad física. Aprovechar espacios abiertos y las áreas verdes de nuestros barrios son un elemento clave al cual podemos acudir durante el verano. Es importante mencionar que mantener una vida equilibrada, considerando el deporte como uno de estos ejes, entrega un sin fin de beneficios para nuestro cuerpo, entre las que se incluye la estimulación de nuestra Salud Mental.

La invitación está hecha para aprovechar esta temporada. Realizar actividades al aire libre, romper la rutina, hacer más ejercicio y generar vínculos solo trae beneficios.

Que las fiestas de fin de año no le pasen la cuenta a tu Salud Mental

A propósito de las vísperas de Navidad y Año Nuevo, conversamos con la psicóloga de Centro Médico Cetep, Andrea Lasagna, quien nos invita a enfrentar este cierre de ciclo con foco en el cuidado de nuestra Salud Mental.

Para ello, la profesional de Centro Médico Cetep ofrece una serie de consejos prácticos para integrar en nuestra rutina, de modo de evitar cuadros de estrés.

Respecto del peso que puede estar asociado al fin de año, la especialista es enfática respecto del cansancio acumulado que suele enfrentarse en este periodo del año.

En este sentido, explica que es clave entender que no podemos hacerlo todo, exigiéndonos menos, para así ayudar a bajar el nivel de estrés.

“En más de una ocasión nos sentimos demandados ya sea por el jefe, los hijos, pareja e incluso por nosotros mismos. Cuidar nuestra Salud Mental requiere hacer hincapié en este último punto: ¿Cómo nos tratamos a nosotros mismos? ¿Qué cosas nos decimos cuando algo no resulta? ¿Somos amables o nos castigamos desde la exigencia y la falta de compasión? Éste es el primer gesto de cuidado cuando hablamos de nuestra Salud Mental y el cuidado del estrés”, subraya la psicóloga Andrea Lasagna.

Consejos para unas fiestas lejos del estrés

La psicóloga de Cetep sugiere contrarrestar la atmósfera de estrés de fin de año, apostando por privilegiar lo importante.

“Muchas veces, el objetivo de las fiestas de fin de año se pierde entre el excesivo consumo, los chats y el apego al celular.

Si tienes la posibilidad de restar carga a tu vida ¿por qué no hacerlo? Con pequeños gestos como no destinar todo un día al mall, instar a realizar regalos sencillossentarse a la mesa de Navidad o Año Nuevo sin celulares de por medio. Finalmente, no asumir más compromisos que los que sean necesarios y privilegiar aquellos que se dan con la gente que amamos”, propone la psicóloga.

Andrea Lasagna es psicóloga clínico del área adulto de Centro Médico Cetep, con amplia experiencia en temáticas de Familia, Terapia Parejas, Trastornos Ansiosos, Depresión y Duelo.

Crédito imagen: TICBEAT